Archivado en Comunicados, Negociacion Colectiva

Convenio Colectivo. Comunicado Conjunto

La patronal de Telemarketing (AEMT) no puede ignorar la voz de los trabajadores


La huelga general del pasado 9 de junio, convocada por los sindicatos CC.OO., UGT, CGT y CIG, ha sido un nuevo éxito, tal y como ocurrió con los paros parciales realizados durante el mes de mayo. La gran mayoría de los trabajadores y las trabajadoras del sector de telemarketing en toda España, aproximadamente un 90%, secundamos la huelga de 24 horas.


pdf
print
pmail
A pesar de este éxito, la patronal AEMT ha decidido permanecer en el más absoluto de los silencios, o simplemente ignorar la voluntad de los trabajadores y las trabajadoras; probablemente esperando que el tiempo enfríe los ánimos y se nos olvide pedir un convenio digno.

Pues se equivoca, se equivoca en la estrategia y se equivoca en el análisis de la situación, haciendo oídos sordos al clamor de las trabajadoras y los trabajadores: con el masivo seguimiento de los paros parciales y, sobre todo, de la huelga de 24 horas del pasado día 9 de junio, las trabajadoras y los trabajadores del sector del telemarketing hemos refrendado con toda claridad que no estamos de acuerdo con las propuestas que la patronal había puesto sobre la mesa de negociación:


  • No nos parece de recibo que la patronal como única respuesta a los planteamientos sindicales sobre la subrogación ofrezca incrementar los porcentajes de plantillas de los que se haría cargo la nueva empresa, obviando la verdadera dimensión de la responsabilidad de las empresas en cuanto a la reducción de la precariedad y la estabilidad en el empleo, sin hablar de su intención de continuar con los despidos por disminución de llamadas, no incrementar los contratos indefinidos y mantener sin solución las múltiples deslocalizaciones
  • El ofertar una subida del 2,6% de la masa salarial, que ni siquiera garantiza un incremento del poder adquisitivo, cuando cobramos de media 750 Euros brutos al mes fruto del desmedido número de contratos a tiempo parcial y nos separa un abismo salarial con otros trabajadores que realizan trabajos idénticos, es un desprecio al trabajo que realizamos cada día. Un trabajo que está retribuido tres veces más cuando se paga directamente por las empresas matrices.
  • Nos parecen inaceptables las propuestas de convertir la jornada máxima en jornada efectiva anual, el incremento de las bandas horarias o incluir un nuevo turno de mañana-tarde, sin que desaparezca el turno partido; ya que todas ellas nos llevarían a convertir la jornada y los horarios en cómputos totalmente flexibles e irregulares, en definitiva a una desregularización total del tiempo de trabajo que haría imposible conciliar la vida familiar con la laboral.
  • No nos parece apropiado condicionar un plus de productividad a la disminución del absentismo general del sector o de las empresas, cuando ni se han puesto sobre la mesa datos fiables y homogéneos de medición, ni mucho menos parece que haya voluntad por parte de la patronal de analizar las causas objetivas que lo producen.


En definitiva, unas propuestas absolutamente inaceptables que no solo no mejoran mínimamente nuestras condiciones de trabajo, sino que resultan regresivas con respecto a lo que tenemos.
Por todos estos motivos, los sindicatos presentes en la mesa del Convenio nos hemos reunido el 25 de junio de 2004 para coordinar las próximas actuaciones y hemos decidido convocar a la patronal AEMT a una nueva sesión de la mesa de negociación del convenio, para la semana que viene, donde les trasladaremos las exigencias manifestadas masivamente por la inmensa mayoría de las trabajadoras y los trabajadores de telemarketing de que modifiquen sus planteamientos y atiendan las reivindicaciones, razonables y equilibradas, que los sindicatos hemos planteado en la negociación.
Si en la próxima reunión de la mesa del convenio, la patronal de telemarketing AEMT no es sensible a las demandas de las trabajadoras y los trabajadores, no solo estará incurriendo en una provocación, sino lo que es más grave, estará incurriendo en una profunda equivocación. Si persiste la postura inmovilista de la patronal, los sindicatos podemos garantizar que se presenta un verano movido y un otoño muy caliente para las empresas del sector de telemarketing y para las contratantes de sus servicios (bancos, cajas, energías, aseguradoras, ayuntamientos, emergencias, telefonía, entretenimiento, transporte, etc.).
La patronal ha de saber que no vamos a renunciar a aquello que venimos reclamando y por lo que estamos luchando. Si no atienden nuestras demandas que estén seguros que van a encontrarse con una respuesta serena y contundente.
A pesar de la intransigencia que la patronal de telemarketing AEMT ha venido demostrando en todo el proceso de negociación, esperamos que después de la respuesta que las plantillas de las empresas hemos dado con la movilización, sepan escuchar el clamor de las trabajadoras y los trabajadores del sector.

CONTRA LA PRECARIEDAD EN TELEMARKETING. POR UN CONVENIO DIGNO.