Prejubilaciones 2005<br>CORRE CORRE, QUE TE PILLO

Archivado en Comunicados, Negociacion Colectiva

Circular CC.OO. en Grupo Banco Popular
noviembre 2005

Prejubilaciones 2005
CORRE CORRE, QUE TE PILLO


Ante cualquier “oferta” de la empresa es importante que consultemos SIEMPRE con el representante de los trabajadores que nos merezca más confianza; no estamos obligados a ceder ante URGENCIAS de ninguna clase.


pdf
print
pmail

Son varios los bancos que están realizando prejubilaciones entre sus empleados durante este año, entre ellos los más importantes. Son procesos amparados, en la mayor parte de las ocasiones, por Acuerdos Laborales suscritos entre las direcciones de las entidades y los representantes de los trabajadores.

En nuestro caso, como ya es conocido por circulares anteriores, hace más de 18 meses que desde CC.OO. intentamos negociar con la dirección del Grupo Banco Popular un acuerdo que permita:

●   distribuir en el tiempo las prejubilaciones, lo que evitaría las urgencias de cada año, cuando se concentran casi todas en la segunda quincena del mes de diciembre.

●   consolidar unos mínimos en la “negociación” de las condiciones de prejubilación y jubilación.

●   acogernos a las ventajas que ofrece el Acuerdo Laboral en cuanto a anticipar la edad de jubilación y reducir la penalización que realiza la Seguridad Social por esa anticipación.

Al parecer tampoco este año la dirección se decidirá a concluir ninguna negociación al respecto. No obstante, sí que puede disponer el inicio de un nuevo proceso de prejubilaciones a la manera de años anteriores. Si se diera tal circunstancia, en CC.OO. tenemos la experiencia necesaria para atender, en ese corto periodo de tiempo, las consultas que nos puedan formular todas las personas que lo requieran.

No nos cansaremos de repetirlo: ante cualquier “oferta” de la empresa es importante que consultemos SIEMPRE con el representante de los trabajadores que nos merezca más confianza; no estamos obligados a ceder ante URGENCIAS de ninguna clase.

La prejubilación es una de las decisiones más importantes de nuestra vida laboral y merece, por tanto, que TODOS estemos a la altura de las circunstancias. En cualquier caso, tenemos derecho a decidir:

   con TIEMPO

   con INFORMACION DETALLADA Y VERAZ

   con LIBERTAD

Es exigible, igualmente, que la dirección de nuestra empresa respete nuestra decisión cuando no aceptemos su oferta, porque la consideremos insuficiente o simplemente porque queramos continuar trabajando.

Noviembre de 2005