Archivado en Comunicados, Negociacion Colectiva

Telemarketing

Las empresas deben asumir su responsabilidad


Reclamamos a las empresas de Telemarketing la responsabilidad que tienen, individual y colectivamente, en la resolución del III Convenio Colectivo de Telemarketing, ante la situación de grave bloqueo en la que se encuentra la negociación.


pdf
print
pmail
Manteniendo nuestra postura de rechazo a la última propuesta de la patronal, que todos conocéis y que tanto COMFÍA-CC.OO., como FeS-UGT calificamos como inaceptable, hemos mantenido contactos y conversaciones con las Direcciones de las Empresas más representativas del sector para trasladarles personalmente nuestra negativa a aceptar dicha propuesta y a reclamarles la responsabilidad que tienen, individual y colectivamente, en la resolución del III Convenio Colectivo de Telemarketing, ante la situación de grave bloqueo en la que se encuentra la negociación.

No se pueden modificar las reglas de la negociación en beneficio de una sola parte, la patronal, y llevar la situación del convenio a una pérdida de confianza en la negociación casi total como consecuencia de las constantes rectificaciones y descalificaciones a los interlocutores elegidos por la propia AEMT.

No se puede, después de haber roto un compromiso, realizar una propuesta que rebaja sustancialmente las condiciones preacordadas y no hacer ningún esfuerzo en intentar un verdadero acercamiento, o en última instancia, incluir otras propuestas que signifiquen un nuevo equilibrio en el acuerdo. No hacerlo así evidencia por parte de las empresas de telemarketing una dejación de su responsabilidad en la consecución de la firma del III Convenio.

No se puede cambiar de forma sustancial todo lo acordado respecto a la sucesión de empresas, rompiendo así el equilibrio en el acuerdo, sin plantearse restaurar dicho equilibrio por otro lado, por ejemplo aumentando la oferta salarial, demostrando así que es verdad lo que dicen, “que ellos también quieren Convenio”.

En los contactos que hemos mantenido, todas y cada una de las empresas han afirmado su buena fe negociadora, y que la suya no era la mano culpable en la ruptura. Todas y cada una entendían que son tiempos ya de llegar a acuerdo y que en una guerra puede haber ganadores o perdedores, pero lo que es seguro es que hay muertos. Todas también han comprendido que el primer paso para intentar recuperar la confianza es la firma del III Convenio.

Por todo ello lo que está claro es que deben abandonar las promesas y dedicarse a los hechos formulando urgentemente una nueva propuesta de Convenio donde, si no están dispuestos a avanzar en el camino de la estabilidad, han de hacerlo por otro, como el del incremento salarial. Donde demuestren con una propuesta viable que es cierta su buena fe negociadora.

De lo contrario tendremos que demostrarles una vez mas que nosotros si queremos convenio y que vamos a hacer todo lo posible para que lo terminen firmando, que no vamos a permitir que se retroceda en las expectativas de seguir avanzando para conseguir mejores condiciones; que vamos a hacer notar nuestra presencia empresa por empresa y cliente por cliente, el tiempo que sea necesario. Comfía-CC.OO y FeS-UGT seguiremos exigiendo de las empresas de telemarketing que asuman su responsabilidad y sus compromisos hasta lograr la firma del III Convenio de Telemarketing por el que tanto hemos luchado y por el que estamos dispuestos a seguir haciéndolo.

8 de febrero de 2005