Archivado en Comunicados, externalizacion

PROYECTO CLIMA - BBVA MADRID

Mejor... Imposible


El banco publica en el Buenos Días: "BBVA concluye con éxito la implantación del "Proyecto Clima" en su red de oficinas en España"
No es posible que no llegue a los oídos de los responsables del banco el descontento de la plantilla con la forma en la que se está desarrollando el proyecto de implantación del “Clima”.



pdf
print
pmail

No estamos hablando de la magnífica película con la que Jack Nicholson ganó un Oscar interpretando a un inefable escritor con un trastorno obsesivo-compulsivo, pero no nos alejamos demasiado del campo psiquiátrico cuando leemos el panegírico publicado en el Buenos Días titulado “BBVA concluye con éxito la implantación del “Proyecto Clima” en su red comercial en España”.

Y es que la obsesión de reducir costes junto a la convulsión a la que se ha sometido a la plantilla de la red de oficinas forma un escenario propio del mejor thriller de Hollywood.

No es posible que no llegue a los oídos de los responsables del banco el descontento de la plantilla con la forma en la que se está desarrollando el proyecto de implantación del “Clima”. Pero están en juego suculentos bonus que no se van a poner en peligro por reconocer que hay muchas cosas que se han hecho mal, porque hay que:

  • dotar a la Red de Oficinas de una plantilla suficiente.
  • cubrir las bajas especialmente si son de larga duración
  • tener una política de traslados en los que se tengan en cuenta las peticiones realizadas, las vacantes y la conciliación de la vida familiar y laboral
  • diseñar correctamente las funciones dentro de cada oficina.

Y todo ello, negociando y acordando con CC.OO. y el resto de los sindicatos esta  implantación.

El pasado verano el BBVA decidió, como el año anterior, cerrar en esta Territorial 126 oficinas durante el mes de Agosto, llevando a los trabajadores de las mismas a otras oficinas de su CBC. Para afrontarlos problemas que seguro iban a surgir realizamos una encuesta al final del verano que ha sido ampliamente contestada por los compañeros afectados, tanto de oficinas cerradas como de las receptoras. Los resultados son muy interesantes y a continuación resaltamos algunos de los puntos más llamativos.

Si algo ha quedado claro en la encuesta es que los trabajadores de BBVA (84% respuestas), dan una gran importancia a las quejas de la clientela del banco, incluso por delante de su propio bienestar, especialmente en los siguientes aspectos:

  • Colas en la caja y en las mesas de los gestores 76%
  • Información deficiente a los clientes del cierre de su oficina  57% 
  • No haber apoderados de las oficinas cerradas en las receptoras 42%

  • Las llamadas a las oficinas cerradas no se desviaban a la receptora 22%

También un 68% de los encuestados creen que esta medida ha provocado una pérdida de negocio en las oficinas cerradas y el 85% piensa que esto va a ser un inconveniente para el cumplimiento de objetivos del personal comercial de la oficina cerrada.

El incremento de trabajo en las oficinas receptoras lo citan un 73% de las respuestas. Y de cara al futuro el 88% no piensa sea bueno repetir la experiencia el año próximo y un 78% dice que la coordinación del traslado ha sido mala o regular.

Por último resaltar que hayan existido un 11% de casos en los que los trabajadores han sido presionados para cambiar sus vacaciones, obligándoseles a irse en Agosto o efectuar cambios en el último momento. CC.OO. vamos a estar pendientes de estos casos y no vamos a permitir que el banco se salte la Ley.

Una cosa ha quedado patente: la profesionalidad de la plantilla de BBVA, y la asunción de estar realizando un servicio público, en el que el Cliente y su satisfacción es la base de su actividad. 

Pero aún hay más. La presión sobre la plantilla sigue aumentando. Vayan unas muestras:

  • Directores de Zona que cursan correos prohibiendo hacer más Libretones por ingresos en efectivo, permitiendo hacerlos únicamente con financiación. ¿Y los compromisos adquiridos con los clientes?  ¿Son decisiones personales, o las órdenes vienen de arriba?
  • Hemos detectados  algunos casos en los que se ofrecen bajas incentivadas, amparándose en un supuesta baja productividad, que llevaría a un expediente disciplinario. Esperemos que esta manera de adelgazar plantilla se quede en un espejismo, porque CC.OO. va a ser muy beligerante con estas prácticas y os pedimos os asesoréis y las combatáis con nosotros.
  • Más pruebas piloto: ampliación de horario en oficinas compartiendo espacio con Viajes Marsans y otras empresas. Todo voluntario, claro. Sin acuerdo sindical y con compensaciones cicateras (qué menos que como los AFP).
  • El cierre de oficinas en sábado. Más problemas de seguridad con los cajeros de las oficinas cerradas. ¿Por qué el BBVA no ha reanudado la negociación comenzada el año pasado y que unilateralmente rompió?  CC.OO. pedimos se reanude la negociación con la finalidad última de cerrar todos los sábados del año en todas las oficinas, con criterios racionales. El cierre de los sábados no puede consagrar las prolongaciones de jornada durante todas las tardes: en ese camino no nos encontraremos.

En Julio se firmó un Protocolo, que tiene un gran valor en lo referente a la garantía de Empleo, especialmente en estos tiempos de crisis. Pero el Protocolo recoge también puntos que afectan a la forma en que trabajamos en BBVA, en las relaciones laborales, en eso que hemos llamado la Responsabilidad Social de las Empresas.  Hay que hacer valer el Protocolo para mejorar la vida de la gente. Y en eso pondremos todo nuestro empeño.   

Seguimos trabajando, seguiremos informando.

Noviembre de 2008

ver Comunicado en pdf