Archivado en Noticias, Socio Economico

CCOO ASEPEYO

El pluriempleo se duplica para frenar el elevado gasto de las familias.


El 10% de las personas que busca un nuevo trabajo lo hace para compatibilizarlo con el que tiene en este momento.



pdf
print
pmail

02-09-2008 - Una de las caras más amargas de la actual crisis es el aumento del número de parados. Sin duda toda una tragedia personal, especialmente si se soportan unas elevadas cargas familiares. Para minimizar los daños de la situación, una variable que en este periodo de crisis está ganando adeptos es la búsqueda de un segundo empleo. Los españoles lo necesitan para seguir sufragando los elevados compromisos de gasto adquiridos en los últimos años, especialmente como consecuencia de la compra de la vivienda.

Según un estudio realizado por Randstad, empresa holandesa de recursos humanos, el número de personas que busca empleo en 2008 ha crecido un 30% frente a 2007. De ellas, hasta un 10% persigue encontrar un segundo trabajo. Es decir, el pluriempleo.

Esta búsqueda representa prácticamente el doble respecto al año anterior y pese a que se ha hecho apreciable en la temporada de verano, desde Ranstad se prevé que el mayor incremento se produzca en los meses de septiembre y octubre. Los candidatos buscan un segundo empleo, especialmente para fines de semana o con una jornada que puedan compatibilizar con su puesto actual.

Perfiles demandados

Otra circunstancia que especialmente se ha hecho apreciable este verano es el incremento de quienes utilizan sus días de vacaciones para conseguir un dinero extra.

El perfil de la persona que busca el pluriempleo es el de un profesional de cualificación media, que cuenta con un trabajo más o menos estable y que como consecuencia de la crisis ha sufrido una reducción de horas extras y que cuenta con un horario que le permite buscar otro empleo. Se trata de personas de más de 35 años y que en el caso de los extranjeros provienen del sector de la hostelería.

El patrón común de todos ellos es que en este segundo empleo no buscan un puesto específico, por lo que se trata de trabajos de baja cualificación, como pueden ser de teleoperador, azafata, promotor o atención al público. Las necesidades son bien distintas en función de la comunidad de residencia. Así, Cataluña o Madrid son dos de las regiones con mayor búsqueda de un segundo empleo, con porcentajes entre el 15% y el 30% de los que buscan trabajo. En el País Vasco, Galicia, Extremadura y Andalucía, por el momento, no destaca esta corriente.

Es una paradoja. Mientras que hay un gran número de trabajadores que busca un segundo empleo, más de 200.000 puestos de trabajo se quedan sin cubrir. Son un amplio listado de profesiones que se recogen en Catálogo de Ocupaciones de Difícil Cobertura del Inem. En su mayor parte se trata de puestos de trabajo altamente especializados, de los que la economía española carece en estos momentos.

Se precisan expertos en tratamientos de residuos nucleares, gerontólogos y profesionales de Sanidad. Tampoco se trata de puestos de trabajo que requieran una elevada preparación universitaria, sino más bien de una adecuada Formación Profesional. Ello no hace más que poner de relieve la falta de interconexión entre la demanda de las empresas y la formación de los trabajadores, ya sea a nivel universitario o de FP.

La Gaceta


Participa en nuestra encuesta:
¿ESTAS SATISFECHO CON TU SALARIO?


 Opina en nuestro blog

 

 [VISITA NUESTRA PÁGINA]