Archivado en Comunicados

Aplazado el juicio por el encierro de cuatro sindicalistas de Cajastur


El pasado viernes 6 de julio deb铆a celebrarse el juicio contra tres delegados de CCOO y uno de CSICA, identificados en el desalojo del encierro llevado a cabo a primeros de febrero en el centro de pensionistas de Cajastur.


pdf
print
pmail

La Caja se personaba en el juicio como parte, reclamando unos supuestos daños y gastos de limpieza que ascenderían a unos 2000 euros, aunque la realidad es que los gastos fueron ocasionados por la brutal actuación policial y por la limpieza de las paredes del centro, que amanecían día tras día cubiertos de pegatinas y panfletos alusivos al encierro. Parece un poco descabellado pretender que los propios encerrados rompieron la puerta de acceso a la planta superior del local, o que se descolgaban por las noches, emulando a spiderman, para cubrir las paredes de pegatinas y volver al interior sin que se enteraran los guardias que vigilaban las 24 horas e impedían el acceso a todo el mundo.

Pues bien, parece que estos surrealistas argumentos caen por su propio peso ya que ahora se aplaza el juicio por culpa de la Caja , que no se persona, según ellos, al encontrarse de vacaciones su representante. Más bien parece que ante la casi segura absolución de los imputados y el cargo de las costas a la parte denunciante, la Caja intenta ahora escurrir el bulto y alargar en el tiempo esta situación, sin precedentes en esta empresa.

Por nuestra parte aprovechamos para reiterar la total tranquilidad de nuestros delegados ante esta citación, ya que sus actuaciones se enmarcan en todo momento en el desarrollo de la actividad sindical y se llevaron a cabo sin violencia de ningún tipo ni daños para ninguna de las instalaciones. Asímismo, queremos denunciar una vez más la desmedida actuación policial, que al requerimiento de la dirección de Cajastur, entró en el local del encierro a sangre y fuego, derribando puertas y acosando a nuestros compañeros, como si fueran peligrosos delincuentes en vez de delegados sindicales.

Parece que últimamente la Delegación de Gobierno de Asturias, a las órdenes del sr. Trevín, se está especializando en la represión sindical, consiguiendo un récord en los últimos tiempos de sindicalistas juzgados e incluso encarcelados, que nos obliga a remontarnos a tiempos de la dictadura para encontrar una situación similar.

Desde aquí aprovechamos para enviar un saludo afectuoso a los compañeros Cándido y Morala, de la CSI del Naval, que acaban de salir de Villabona, víctimas ellos también de este acoso a los trabajadores y a los sindicalistas que luchan por mejorar sus condiciones laborales. Por desgracia, si no cambian las cosas, posiblemente tampoco serán los últimos.