Archivado en Internet

INTERNET

Yahoo! celebra su décimo aniversario con novedades


Yahoo! cuenta en la actualidad con 165 millones de usuarios registrados, que si se encuentran en EE UU podr√°n tomarse hoy un helado gratis gracias a una invitaci√≥n que se ofrece en el portal con motivo de su d√©cimo aniversario. El a√Īo pasado la compa√Ī√≠a de Internet logr√≥ unos beneficios de 840 millones de d√≥lares y unos ingresos de 3.570, tras superar el estallido de la burbuja ¬Ėque lleg√≥ a suponer la p√©rdida de un tercio de su beneficio anual- y realizar adquisiciones por valor de 3.000 millones en los √ļltimos a√Īos.


pdf
print
pmail
VISITANOS SI QUIERES ESTAR INFORMADO

SECCI√ďN SINDICAL FRATERNIDAD MUPRESPA


AGENCIAS / CincoDías.com / MADRID (02-03-2005)

 

En la actualidad Yahoo! tiene ¬ďtanta competencia como siempre, pero estamos en una posici√≥n de liderazgo en la que nuestro √©xito depende de nosotros¬Ē, explica David Filo, fundador de la empresa junto a Jerry Yang, en una entrevista concedida a AP. Aunque el registro oficial de la empresa se produjo en mayo de 1995, ambos iniciaron este proyecto un a√Īo antes, cuando comenzaron a crear un registro de sus webs favoritas que publicaron en Internet bajo el nombre de Jerry¬ís Guide to the World Wide Web.

En aquella √©poca la Red se encontraba en un momento de explosi√≥n del n√ļmero de p√°ginas, y el listado de Yang y Filo creci√≥ r√°pidamente. Tanto que se hizo necesario dividir el √≠ndice en categor√≠as, y luego en subcategor√≠as. Cuando ya ten√≠a un volumen considerable, sus creadores decidieron cambiarle el nombre por el de Yet Another Hierarchical Officious Oracle, un nuevo or√°culo jer√°rquico y oficioso, Yahoo!. Entonces ¬ďnadie nos dio posibilidades de √©xito¬Ē, recuerda filo.

Y llegaron los malos tiempos

En poco tiempo el portal, un directorio en sus orígenes, se hizo popular entre los pocos internautas que entonces poblaban la red, y Yang y Filo decidieron registrar la empresa y recabar financiación. Para poner en marcha la empresa se contrató a Tim Koogle, un ejecutivo con amplia experiencia tras su paso por Motorola.

La filosof√≠a de la compa√Ī√≠a distaba entonces de la que se populariz√≥ entre las empresas tecnol√≥gicas, pues los dirigentes de Yahoo! estaban muy preocupados por hacer rentable la compa√Ī√≠a lo antes posible ¬Ėen lugar de lograr inversiones del capital riesgo y esperar a que llovieran los millones a largo plazo- y gracias al trabajo realizado y una inversi√≥n inicial de un par de millones de d√≥lares lograron que la compa√Ī√≠a empezara a hacer dinero en tan s√≥lo diez meses. En abril de 1996 contaba ya con 49 empleados.

Cuando en 2000 lleg√≥ el estallido de la burbuja tecnol√≥gica y los ingresos publicitarios empezaron a descender de forma vertiginosa, muchos de los pioneros de Internet no lograron sobrevivir. Yahoo! lleg√≥ a perder un tercio de su beneficio anual y el valor de mercado de la compa√Ī√≠a descendi√≥ desde 120.000 millones a 4.600. Decididos a cambiar la tendencia, Yang y Filo decidieron sustituir a Koogle por Terry Semel, un ejecutivo con amplia experiencia el la industria del entretenimiento que a√ļn dirige el rumbo de la compa√Ī√≠a y a cuyo trabajo los fundadores achacan gran parte del √©xito de la compa√Ī√≠a. √Čsta diversific√≥ al m√°ximo sus productos para no depender en exceso de la publicidad, y parece que la estrategia ha dado resultados.

Yahoo!, ¬Ņcamino de Hollywood?

En la actualidad los usuarios registrados recurren a este portal para gestionar su correo electr√≥nico, consultar noticias, previsiones meteorol√≥gicas o mapas, realizar compras y b√ļsquedas en Internet, encontrar pareja y trabajo... En 2004 los beneficios de Yahoo! alcanzaron los 840 millones de d√≥lares y el valor de mercado de la compa√Ī√≠a se sit√ļa en torno a los 50.000 millones de d√≥lares.

Insistiendo en la t√°ctica de la diversificaci√≥n, el portal ha realizado importantes adquisiciones en los √ļltimos a√Īos, destacando por ejemplo la compra de Inktomi, desarrollador de un motor de b√ļsqueda que permiti√≥ a Yahoo! desconectarse de la tecnolog√≠a de Google. Anteriormente ya se hab√≠a desvinculado financieramente de este competidor, al vender las acciones que a√ļn pose√≠a en el buscador. La compra de Overture, compa√Ī√≠a de servicios publicitarios, tambi√©n ha sido clave, sobre todo si se tiene en cuenta el regreso paulatino de los anunciantes a la Red, registrado en varios estudios recientes.

Como compa√Īeros de viaje para el futuro, Yahoo! cuenta con la competencia de Google, MSN, Ask Jeeves o AOL, pero como bien dice Michael S. Malone en Wired, mientras ¬ďGoogle va camino de Redmond para enfrentarse a Microsoft a finales de √©sta d√©cada, Yahoo! se dirige a Hollywood¬Ē, en referencia a los m√ļltiples servicios e intereses relacionados con la industria del entretenimiento que mantiene el portal.

Terry Semel negaba ayer que Yahoo! fuera a producir contenidos audiovisuales, pel√≠culas o programas de televisi√≥n, afirmando que Internet necesita experiencias interactivas, diferentes a las que ofrecen los medios tradicionales. El consejero delegado, que dirigi√≥ durante a√Īos los estudios Warner Bros., desmiente as√≠ un rumor surgido despu√©s de que la empresa alquilara un local en Santa M√≥nica con capacidad para unos 1.000 empleados y fichara a Lloyd Braun, ex empleado de la cadena de televisi√≥n ABC. Segun Semel, Braun ha sido contratado para mejorar el material existente, pues sea cual sea el material que produzca Yahoo! "ha de ser √ļnico y m√°s inteligente".