Molinero (CCOO) replica a empresarios y mutuas que sólo el 1,3 por ciento del absentismo no es justificado

Archivado en

SINIESTRALIDAD LABORAL

Molinero (CCOO) replica a empresarios y mutuas que sólo el 1,3 por ciento del absentismo no es justificado


El dirigente sindical denuncia que el 80 por ciento de las empresas navarras no cumple la ley de prevención de riesgos laborales


pdf
print
pmail
VISITANOS SI QUIERES ESTAR INFORMADO

SECCIÓN SINDICAL FRATERNIDAD MUPRESPA

El secretario general de CCOO de Navarra, José María Molinero, respondió hoy a los jefes de personal de empresas y a las mutuas que el absentismo laboral no justificado representa sólo un 1,3 por ciento de todo el absentismo, mientras que el 98,7 por ciento restante supone una ausencia acordada con la empresa (vacaciones) o justificada (enfermedad, accidentes, conflicto laboral).

José María Molinero participó esta semana en una jornada sobre absentismo laboral en la que mutuas y jefes de personal consideraban que los médicos daban bajas a los trabajadores con gran facilidad.

El sindicalista preguntó hoy a los empresarios «si consideran que es fraude que un trabajador tenga que ir a su empresa a trabajar estando enfermo, o lesionado» y denunció que «muchos trabajadores no cogen la baja por miedo a no ser renovado su contrato, a ser despedidos, a no poder promocionar en la empresa porque les amenazan con ello, a ser cambiados de turno o de puesto de trabajo, a tener medidas de presión».

José María Molinero denunció que «este es nivel de fraude que nadie cuantifica». «Si esta es la forma de competir que tienen los empresarios de este país, la competitividad va a ser bastante penosa», dijo el sindicalista.

El secretario general de CCOO afirmó que en los últimos diez años en España han fallecido 18.000 trabajadores, desde 1996 se han perdido 20 millones de jornadas anuales por accidentes laborales. «Esto no son las gracietas sanfermineras. Son accidentes reales que tiene parte de baja», apuntó. En Navarra, en los útimos seis años han fallecido 181 trabajadores y se han registrado 87.700 siniestros.

Según Molinero, los siniestros le cuestan a España 13.000 millones de euros anuales con un efecto de 111 millones en sanciones. «Con 13.000 millones de euros se pueden hacer muchas cosas para evitar estas situaciones», denunció.

El dirigente sindical subrayó que el 20 por ciento de los siniestros mortales de la Unión Europea ocurren en España, «cuando este país ni siquiera tiene el 20 por ciento de la población total europea». «Algo pasa en en el ámbito empresarial cuando se prima el crecimiento económico a costa del sufrimiento, de la enfermedad, del accidente, y de la muerte de los trabajadores», señaló.

José María Molinero denunció que el 80 por ciento de las empresas navarras incumplen la ley de prevención de riesgos laborales. «No entendemos cómo el capital más valioso de una empresa, el humano, sea lo que menos se cuida. Se invierte mucho dinero en mantener una máquina pero ni una peseta en prevenir la vida de los trabajadores», apuntó.

El secretario general de CCOO afirmó que intentar «tapar esta realidad con las gracias y los chistes de algunos directores de personal y algunos representantes de mutuas es vergonzoso y lamentable, una falta de ética profesional que hay que denunciar, y que ya lo denunciamos en aquella jornada».

En esta línea, Molinero agregó que «cuando se habla de las mujeres es lamentable que no se tengan en consideración las causas que provocan una mayor siniestralidad y absentismo, la doble o triple jornada que hacen las mujeres, y que se vaya al chiste fácil».

El dirigente sindical denunció que los empresarios «han puesto todo esto sobre la mesa para tapar el incumplimiento de la ley y la incapacidad de los profesionales p.

José María Molinero criticó que «cuando los jefes de personal hablan al mismo tiempo de competitividad y de absentismo están cerrando los ojos a la realidad». «No se puede competir con un 30 por ciento de temporalidad frente al 13 por ciento de la UE, no se puede competir con una baln, cómo se despide más fácil, cómo se precarizan las condiciones de trabajo, cómo se genera más siniestralidad, y cómo se aborda un 1 por ciento de fraude en absentismos, en lugar de preocuparles cómo se aborda el 99 por ciento restante».

Según José María Molinero, «los instrumentos que utilizan las empresas para combatir el absentismos son absolutamente irregulares, tercermundistas, de piratas, hay un fundamentalismo de las empresas para abordar estos procesos».

Así, el dirigente sindical denunció que «en lugar de permitir que los tratamientos de trabajadores con enfermedades transcurran con normalidad para que no tengan recaídas, tratan de cortar ese curso para favorecer la productividad».

Diario de Navarra