Archivado en

De Prejubilaciones y otras crisis


El aterrizaje suave de la economía se está transformando en una crisis cuya profundidad es difícil de pronosticar. La caída del negocio hipotecario, del mercado del automóvil y la desaceleración del consumo está afectando a nuestro Grupo con un fuerte descenso de la producción, agravado todo con un gran repunte de la morosidad y unos malos datos de recobro. La Dirección anuncia una serie de medidas de choque para afrontar la coyuntura de crisis que pasa por un plan de prejubilaciones (más de treinta personas), la salida del personal de apoyo de Konecta del negocio de hipotecario, una disminución del tamaño de Cliente Directo con trasvases de personal al resto de las áreas, y un plan de recobro interno al que se va a dedicar toda la plantilla de la Red.



pdf
print
pmail

La desaceleración económica  fruto de la crisis financiera iniciada en Estados Unidos  en el segundo semestre del pasado año se está convirtiendo, lamentablemente, en una crisis real que se está manifestando en Santander Consumer con niveles de morosidad preocupantes, índices de recobro insuficientes y una caída severa de la nueva producción en todos los segmentos.

En Semana Santa, la Dirección del Grupo estableció la prioridad máxima de la organización en la recuperación de los índices de recobro, dando a la Red Comercial la responsabilidad de la mejora de las recuperaciones en un plan que pone en juego gran parte de la retribución variable de este gran colectivo en la consecución de objetivos de recobro, dirigiendo el trabajo de los comerciales, tanto internos como externos, a funciones de recobro que, desde el año 2000 estaban externalizadas en sociedades especializadas en la recuperación de impagados: Reintegra y Konecta.

Esta primera medida aún está siendo digerida por la organización y es pronto para saber si logrará los objetivos planteados y cual va a ser la incidencia económica en el colectivo comercial. Esperamos que la Dirección sepa valorar adecuadamente el esfuerzo extra que se ha pedido a la plantilla para la mejora de la situación patrimonial de nuestro Grupo.

 Ayer mismo, y en una nueva medida para intentar alinear el tamaño de nuestra  organización con esta negativa coyuntura económica, la Dirección de Relaciones Laborales convocó a las Secciones Sindicales de CC.OO. y U.G.T. para comunicarnos el inicio de un plan de prejubilaciones que afectará aproximadamente a treinta trabajadores que cumplen ó han cumplido los cincuenta años en este 2.008 y que reúnan, de forma directa ó indirecta, la condición de que ocupen puestos amortizables. Las condiciones de prejubilación serán las mismas que en años anteriores ya que, próximamente, los Sindicatos firmaremos un Acta de prórroga de las condiciones de prejubilación fijadas en 2.003 y que fueron prorrogadas el año pasado.

A diferencia de años anteriores, la fase de comunicación y firma de la salida se llevará a cabo en el primer semestre del año, de la misma forma que en el Banco Santander.

A la vez y en esa misma línea de reducción de costes,  se  nos ha informado de que entre Abril y Mayo la fuerza comercial externa de la Red de Hipotecario, principalmente aportada por Konecta, va a dejar de prestar sus servicios para este segmento ya que las crisis inmobiliaria y la fuerte reducción de la producción hacen prescindible su concurso.

El Canal de Cliente Directo también va a sufrir una corrección en su estructura, y parte de su personal pasará a formar parte de las redes generalistas y de consumo, sin descartar la posibilidad de trasvases de personal a la Red del Banco Santander.

Para finalizar, y como ya nos tiene acostumbrados nuestro Banco matriz de pescar en río revuelto, nos han informado que Santander Consumer Finance está cerrando las negociaciones para la adquisición de la financiera General Electric en Alemania, Austria y Finlandia, con una cartera de activos de más de nueve mil millones de euros y con una plantilla de más de mil setecientos trabajadores. Esta operación se llevará a cabo intercambiando con esta compañía americana los activos adquiridos en la operación de ABN AMRO en Italia.

La plantilla de nuestro Grupo ya ha conocido crisis de gran calado en el pasado, y que se salvaron, fundamentalmente, por el esfuerzo,  sacrificio y el sentido de la responsabilidad de todos sus integrantes. En la actualidad nuestra posición es mucho más ventajosa que entonces, somos los líderes de la financiación al consumo en Europa y a la vez, pertenecemos al Grupo Santander, una organización con más de ciento veinte mil profesionales y en donde los problemas deben convertirse en oportunidades, no sólo para los proyectos empresariales, sino  también para cada uno de sus empleados.

En estas circunstancias, cualquier situación difícil no puede resolverse sin el concurso de sus trabajadores a través de sus legítimos representantes y siempre con medidas que garanticen el empleo y sus condiciones. Apostamos por soluciones como las prejubilaciones voluntarias como una medida no traumática y fruto del pacto entre Empresa y trabajadores, así como por los procesos internos de recolocación. Esa es la línea a mantener y vuestros delegados de CC.OO. velarán por éllo, no lo dudéis. 

                                                 

                                                                                                                   Boadilla del Monte, 1 de Abril de 2.008