Archivado en

LEGAL

Despedido durante la baja m茅dica


Una sentencia del Supremo considera improcedente, que no nulo, el despido por falta de rendimiento de un trabajador que estaba en situaci贸n de incapacidad temporal


pdf
print
pmail

25-02-2008 - Para el Supremo, la enfermedad no figura en la lista de discriminaciones prohibidas por el art铆culo 14 de la Constituci贸n Espa帽ola y no es equiparable a la discapacidad a efectos de discriminaci贸n.


El pasado 18 de diciembre una sentencia de la Sala de lo Social del Tribunal Supremo (TS) - en unificaci贸n de doctrina- declar贸 improcedente el despido disciplinario de un trabajador que se encontraba en situaci贸n de incapacidad temporal (IT) en el momento de su despido. Asimismo, la causa formal aducida por la empresa para proceder al despido del trabajador (una disminuci贸n continuada del rendimiento laboral) no se correspond铆a con el verdadero motivo real, que era las reiteradas bajas por enfermedad del empleado.

IMPROCEDENTE, NO NULO

El Alto Tribunal revocaba de esta manera las sentencias previas del Tribunal Superior de Just铆cia de Catalunya (TSJC) y del juzgado de lo social de Barcelona, las cuales se hab铆an pronunciado a favor del empleado despedido, declarando la nulidad de su despido. La sentencia inicial del juzgado de lo social calific贸 como nulo el citado despido por discriminatorio y por lesi贸n de derechos fundamentales, lo que oblig贸 a la empresa a readmitir al trabajador, argumentaci贸n que coincidi贸 con la de la posterior sentencia dictada por el TSJC, al haberse segregado a un grupo de trabajadores por raz贸n de su enfermedad.

Sin embargo el TS declara improcedente el mencionado despido, corrigiendo los argumentos de las sentencias previas, al considerar que si una persona ha sido despedida por su empresario exclusivamente a causa de una enfermedad, esta situaci贸n no est谩 incluida en el marco general establecido por la directiva 2000/ 78, y tampoco ninguna disposici贸n de la Constituci贸n Espa帽ola contiene una prohibici贸n a la discriminaci贸n por motivos de enfermedad.

A帽ade la aludida sentencia que, s贸lo en determinados supuestos, por ejemplo el de enfermedades derivadas del embarazo que est谩n ligadas a la condici贸n de mujer, puede el despido por enfermedad o baja m茅dica ser calificado como discriminatorio. As铆 pues, no puede equipararse enfermedad y discapacidad, a los efectos de aplicar a aquella la protecci贸n de esta 煤ltima, ya que las razones que justifican la tutela legal antidiscriminatoria de los discapacitados en el 谩mbito de las relaciones de trabajo no concurren en las personas afectadas por enfermedades o dolencias simples.

Las implicaciones legales de esta sentencia son de gran calado, ya que hasta su pronunciamiento exist铆a una gran inseguridad jur铆dica ante los despidos en situaci贸n de IT del trabajador, al no haber una interpretaci贸n un谩nime por parte de los distintos Tribunales Superiores de Justicia, que ahora s铆 queda establecida. En consecuencia, la empresa puede de forma motivada proceder a despedir a los trabajadores en situaci贸n de incapacidad temporal, abonando la indemnizaci贸n por despido improcedente, lo que sin duda alguna dar谩 que pensar a la hora de prolongar excesivamente las bajas laborales, y quiz谩s reduzca, indirectamente, el enorme agujero econ贸mico que suponen estas situaciones tanto para las empresas como para las arcas p煤blicas.

La Vanguardia