CCOO Federación Servicios

Logo 1

Economía dará más plazo a los sindicatos para que cedan el control en el gobierno de las jubilaciones privadas


El Ministerio de Economía va a prorrogar en un año más el plazo que tienen los planes de pensiones de empresa para adaptar la composición de su comisión de control a la legislación que restó el poder de los sindicatos en estos órganos.

El próximo 31 de diciembre vencen los tres años dados por la legislación aprobada en 2001 para que los sindicatos reduzcan su representación en las comisiones de control de los planes de pensiones de empleo,–similares a un consejo de administración– desde el 51% al 50% con el objetivo de igualar su participación a la de las empresas, tal como pedía la CEOE. La materialización de la prórroga está pendiente de que la Administración determine el vehículo normativo –que debe modificar una ley– en el que se plasme la ampliación antes de final de este año y que previsiblemente será un real decreto ley. Ganar tiempo La intención de Economía con la prórroga es ganar tiempo para buscar una solución al conflicto que se creó cuando el anterior Gobierno estableció la paridad en las comisiones de control. La normativa señaló en su momento que “con carácter general” estos órganos de control debían adaptarse a la paridad. Los sindicatos interpretan que “con carácter general” no supone una obligación y que es posible en cada caso particular pactar entre la empresa y los representantes de los empleados una composición con mayoría sindical. Este argumento tiene especial incidencia en los planes ya creados en el momento de aprobar esta normativa hace tres años. Este es el caso, entre otros, de los planes de pensiones de Telefónica, Iberdrola, La Caixa, Repsol, BBVA y Caja Madrid, que en conjunto mueven 11.000 millones de euros y 150.000 partícipes. Los planes de pensiones de empresa mueven en total 24.062 millones de euros repartidos entre 818.108 partícipes, según datos de Inverco. Los sindicatos mantienen que no se pueden modificar las reglas del juego a mitad de camino, ya que los planes de pensiones creados se pactaron con unas determinadas condiciones que afectaban a muchos aspectos, entre los que figuraba los derechos adquiridos de los empleados por pensiones, que en la mayoría de los casos se vieron modificados en el marco de la negociación. Los sindicatos creen que modificar después los puntos incluidos en este paquete global altera el equilibrio contractual. Desde las empresas que cuentan con planes de pensiones se reconoce que nunca han existido problemas derivados de la mayoría de los sindicatos en las comisiones de control. Sin modificación La consigna de los sindicatos a sus representantes en los planes antiguos fue no realizar ningún cambio, por lo que la inmensa mayoría de las empresas no han modificado la composición de su comisión de control. Los sindicatos no se oponen a la representación paritaria en los planes de empleo de nueva creación. Esta ampliación del plazo, reivindicada por los sindicatos, se producirá al mismo tiempo que la prórroga que se dará a la obligación de exteriorizar los denominados premios de jubilación, por lo que los empresarios se comprometen a pagar un único importe a sus empleados en el momento de la jubilación. El plazo en vigor para este proceso vence también el 31 de diciembre próximo y se ampliará por un año. Expansion, 29 de Noviembre de 2004